Tres universidades europeas demuestran el fraude en las lecturas de los contadores inteligentes

Add to Flipboard Magazine.

Los contadores eléctricos inteligentes prometían ser la panacea para controlar el consumo eléctrico del hogar. Las eléctricas intentaron vender su ventaja. Avisos en caso de avería, ajuste de la potencia o el final de las lecturas estimadas eran algunos de ellos. Con todo, no es oro todo lo que reluce en los contadores eléctricos inteligentes.

En una sanción sin precedentes en España, la Junta de Andalucía ha puesto una multa de 400.000 euros a Endesa. Lo hace por “cobrar un precio de alquiler por servicios no prestados”. Pasaban una tarifa más alta a los usuarios de los contadores electrónicos sin poder ofrecerles los servicios propios de ellos.

Según ha publicado El Confidencial, en Andalucía hay más de 351.000 contadores de telegestión instalados irregularmente. La multa puede llegar al entorno de los 400.000 euros. A esta cantidad habría que sumar 1,39 millones de euros por el cobro irregular de las cantidades en 2014.

El caso que ahora sale a la luz estuvo salpicado de polémica. ­­El funcionario de la Junta de Andalucía que tramitó el expediente ha dimitido tras denunciar el acoso de sus superiores para rebajar la sanción. El trabajador público intentó incrementar en 6 millones de euros la sanción, pero no se facilitó su trabajo.

CONTADORES INTELIGENTES: estudio reproducible demuestra lecturas falsas de casi un 600 % de más respecto al consumo real de energía

LECTURAS FALSAS CASI SEIS VECES MÁS ALTAS QUE EL CONSUMO REAL DE ENERGÍA EN LOS CONTADORES DE ENERGÍA ELECTRÓNICOS

Es el resultado de un estudio realizado por la Universidad de Twente (UT), en colaboración con la Universidad de Ámsterdam de Ciencias Aplicadas (UACA). El profesor Frank Leferink de la UT estima que en las vitrinas de los contadores se han instalado contadores potencialmente imprecisos en al menos 750.000 hogares holandeses. [El estudio] se ha publicado en la revista científica “IEEE Electromagnetic Compatibility Magazine”.

En los Países Bajos, los contadores de energía tradicionales (kWh) -el medidor de energía habitual con un disco giratorio- se están sustituyendo cada vez más por variantes electrónicas (también conocidas como “contadores de energía estática”).

Una variante bien conocida de estos últimos es el “contador inteligente” [smart meter]. El gobierno holandés quiere contadores inteligentes en todos los hogares para 2020.

CONSUMO REAL

Desde hace bastante tiempo los rumores han sido abundantes acerca de contadores de energía electrónicos que, en la práctica, dan lecturas excesivamente altas. Esto llevó al prof. Leferink a investigar para ver si realmente pueden dar lecturas falsas.

Junto con los colaboradores Cees Keyer y Anton Melentjev de la UACA, probó nueve contadores electrónicos diferentes en este estudio fabricados entre 2004 y 2014. Los contadores fueron conectados, a través de un cuadro eléctrico, a una gama de aparatos consumidores de energía, tales como bombillas de bajo consumo, calentadores, bombillas LED, e interruptores de regulación de luz [dimmers]. Los investigadores compararon luego el consumo real del sistema con las lecturas de los contadores de energía electrónicos.

582 POR CIENTO

En los experimentos (que fueron completamente reproducibles), cinco de los nueve contadores dieron lecturas mucho más altas que la cantidad real de energía consumida. De hecho, en algunos equipos, fueron hasta el 582 por ciento más altas. Por el contrario, dos de los medidores dieron lecturas un 30 por ciento más bajas que la cantidad real de energía consumida.

Las mayores imprecisiones se observaron cuando se conectaron al sistema los dimmers combinados con bombillas de bajo consumo y bombillas LED. El Sr. Keyer (profesor no numerario de Ingeniería Eléctrica en la UACA y estudiante de doctorado en la UT) dijo: “Bien, fueron pruebas de laboratorio, pero evitamos deliberadamente el uso de circunstancias excepcionales. Por ejemplo, un dimmer y 50 bombillas, aunque un hogar promedio tiene 47 bombillas”.

EXPLICACIÓN

Las lecturas inexactas se atribuyeron al diseño del contador de energía, junto con el uso cada vez mayor de dispositivos de conmutación modernos (a menudo energéticamente eficientes). En ellos, la electricidad consumida no tiene ya una forma de onda perfecta, sino que adquiere un patrón errático. [Pero] los diseñadores de los contadores de energía modernos no han dado suficiente margen de tolerancia a los dispositivos de conmutación de este tipo.

Cuando se desmontaron los contadores de energía probados, los investigadores encontraron que los que estaban asociados con lecturas excesivamente altas contenían una “bobina de Rogowski” [“Rogowski coil”], mientras que aquellos con lecturas excesivamente bajas contenían un “sensor Hall” [“Hall sensor”].

Frank Leferink (profesor de Compatibilidad Electromagnética en la UT) señala que “los contadores de energía que probamos cumplen todos los requisitos legales y están certificados. Sin embargo, estos requisitos no han dado suficiente margen de tolerancia a los dispositivos de conmutación modernos”.

CONSUMIDORES

Cualquier consumidor que no confíe en su contador de energía puede hacer que sea testado por una “empresa de inspección acreditada”. Sin embargo, si esta inspección muestra que el medidor está funcionando correctamente, entonces el consumidor tendrá que sufragar los costos derivados de ello.

Hasta la fecha el test estandarizado no tiene en cuenta el margen de tolerancia para los aparatos que consuman energía con una forma de onda contaminante. Por tanto, según los investigadores, es un método inadecuado para detectar lecturas falsas de contadores.

El prof. Leferink y el Sr. Keyer aconsejan a cualquier consumidor que dude de las lecturas de su contador que contacten con su proveedor, quien pasará la queja al operador de la red de suministro eléctrico.

ESTUDIO

El estudio, titulado “Static Energy Meter Errors Caused by Conducted Electromagnetic Interference” [‘Errores de los contadores de energía estática causados por perturbación electromagnética conducida”], se ha publicado en la revista científica ‘IEEE Electromagnetic Compatibility Magazine’.

El Van Swinden Laboratory (el Dutch Metrology Institute [Instituto Holandés de Metrología]), que realizó una segunda comprobación, ha confirmado estos resultados.

El estudio fue realizado por el profesor Frank Leferink (profesor de Compatibilidad Electromagnética en la UT), Cees Keyer (profesor no numerario de la UACA y estudiante de doctorado en la UT), y Anton Melentjev (en ese momento, estudiante en la UACA).

Fuente: www.sensibilidadquimicamultiple.org

Comentarios

Comentarios

Compartir en FacebookCOMPARTIR EN FACEBOOK Compartir por whatsappCOMPARTIR POR WHATSAPP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *